domingo, 29 de julio de 2007

El Personal - No me hallo (y algo más) - 1988/1995



Grupo: El Personal.
Titulo: No me hallo (y algo más) - versión especial por primera edición en CD.
Titulo actual: No me hallo.
Estatus: Vigente.
Tracks: No me hallo (y algo más): 8 temas más 5 bonus track
No me hallo: 8 temas.
Duración aproximada: 30 min.
Género: Reggae + Híbrido.
Disquera: Discos Pentagrama (Independiente).
Año: 1988, remix 1992, edición CD 1995.
Producción: Paco Navarrete.
Participaciones: Jis y Trino en dibujos de interiores.
Gerardo Enciso haciendo coros.
País de Origen: México, específicamente Guadalajara.
Otros discos: El Personal (DVD), y diversas cintas grabadas en las peñas y foros donde El Personal (aún con Julio Haro) se presentaba. (urgar en la Ciudadela de Metro Balderas en México).
Similares: Desorden Público,
Café Tacuba, Panteón Rococó.


Anecdotario:


El Personal, grupo de reggae a lo “world beat” (extraña etiqueta donde quedan aquellos ritmos inclasificables que están entre el reggae y el ska. El Personal ha sido uno de los grupos más anti-solemnes desde la aparición de los Xochimilcas y los Botellos; y son, una referencia obligada para otros como Café Tacuba o Panteón Rococó).

Oriundos de Guadalajara, dejaron su huella con tan solo un disco: No me hallo, grabado para Discos Pentagrama en 1988.

Sus integrantes: Julio Haro (Q.E.P.D), en la voz, el melodión y el kazoo; Alfredo Sánchez en los coros, teclado y guitarra; Oscar Ortiz en la guitarra; Andrés Haro en el bajo y Pedro Fernández (Q.E.P.D.), en la batería.

Si bien el concepto de El Personal fue rescatado por Andrés para producir un par de discos más, es “No me hallo” quién los ha consagrado entre los grupos más sobresalientes en la escena de la música alternativa mexicana de los años ochenta, por el hecho de hacer música de manera desenfadada, letras desmadrozas y antisolemnes, signos que le dan a los grupos un delicioso toque de trascendencia.

El LP, originalmente incluía ocho temas:

¡Niño Déjese ahí!, una cumbia reggae anti-onanísta, donde se muestra el catálogo de mitos a cerca de la masturbación: “que no vas a crecer sano, que te vas a quedar enano, que te van a salir muchos pelos en la palma de la mano, que va a volar el pajarito, que se va a caer en pedacitos, que te vas a enfermar de tos y no te va a traer nada santaclos”.


No te hagas, fox trot en tu idioma, que refleja las actitudes mustias del cortejo, este tema fue el elegido por los programadores de Espacio 59, estación de radio en AM que le sucedió a La Pantera de núcleo RadioMil, para trasmitirse de manera regular, a modo de “single”.


Dale de comer al conejito, reggae jarocho, exigencia de amor y declaración de derechos: “yo no quiero ser tu padre, yo no quiero ser tu madre, yo no quiero ser pariente ni siquiera un buen amigo, yo lo que quiero contigo es asunto muy aparte, es a picarte el ombligo a lo que aspiro yo tanto y por eso yo te canto para ver si lo consigo”.


Menjurje, bolero, receta de olvido, tan poética como ingeniosa (lo cual ya es redundar): “De ese pechero que hierve, de ese perol, de ese alambique que tienes, de ese licor, dame una gota para ayudarme a olvidar a mi amor”.


La Tapatía, Rock guapachoso, tour mágico y misterioso en las entrañas de Guadalajara, quién ya la conoce se identificará con los lugares que describe: “La conocí en la central comprando un virote descomunal ..., en San Juan de Dios la encontré y en el mercado me la ligué ..., en la plaza tapatía nos siguió la policía ..., nos metimos al hospicio a ponerle a nuestro vicio ...”.


No me hallo, reggae existencialista que da titulo al disco, descripción o trauma ontológico: “Me busque en el directorio, me busqué en la enciclopedia, me busqué en el padrón electoral, me busqué en la filosofía oriental y no me hallo”.


Nosotros somos los marranos, reggae montuno ecologista, segundo sencillo, por así decirlo, que entrara en la programación de Espacio 59, y uno de los temas más representativos de este grupo tapatío: “Hay que llenar el mar de orines pa acabar con los delfines, hay que lavar con detergente pa que se muera la gente”.


Broche de oro, reggae, un delicioso tema donde se exclama: “Llámame Pedro, llámame Juan, llámame por teléfono pero no me llames por cobrar”.

La re-edición de este LP en Disco Compacto fue por ahí de 1995, aunque se cocinaba desde el 92, y los temas datan de 1988. La re-edición, titulada “No me hallo y algo más” incluye un remix de “Nosotros Somos los Marranos”, más cuatro temas en vivo: Rumba sin rumbo (rumba dialéctica), grabada en el Foro de Arte y Cultura; Centerfold Blues (blues de bolsillo), grabada en la Peña Cuicacalli, este tema fue grabado recientemente por el grupo Panteón Rococó para su CD y DVD en vivo, como introducción a La Rubia y el Demonio; El Muso (danzón con letra), grabado en el Teatro Degollado, y El Último Camión, también grabado en la Peña Cuicacalli (el lugar de sus más exitosos cassetes apócrifos que rondan por el Chopo o la Ciudadela).

El CD cuenta, además, con las ilustraciones de los moneros Jis y Trino; además de una breve explicación:
“La consigna era difícil: Crear un grupo que sacudiera las estructuras del rock mexicano, cosa que no había sucedido desde la aparición de Mayté Gaos”, palabras de Tony Mex en el booklet del CD.

Actualmente el CD sigue editándose por parte de su disquera original, Discos Pentagrama, al igual que los discos que Andrés grabó con la alineación alterna de El Personal. La letra de todos los temas son autoría de Julio Haro, quién en un acto de suma modestia y honestidad, al ser entrevistado responde: “El Personal, si puedo dar mi opinión, es una porquería” (ver DVD: El Personal).

En el DVD que Andrés logró editar recientemente a cerca de El Personal, se pueden apreciar algunos temas en su cuarto de ensayos, grabado por el monero Jis, más dos documentales, donde Julio Haro da el secreto de su éxito: “a la gente le gusta lo mal hecho, lo burdo, por eso hablamos tanto de caca, por que sabemos que eso le gusta a la gente”. El DVD incluye también el video clip realizado para el tema “No te Hagas”, más la discografía y las letras de esta.

Si, desgraciadamente Julio Haro partió de esta dimensión, aunque cuentan que los marcianos se lo llevaron por que, según fuertes rumores, su tema, La Espacial, fue tomada como himno en una provincia marciana, por lo cual lo abdujeron para hacer una sólida carrera de solista como cantante y compositor de reggae en aquellos lares, pero, no hay nada contundente.


Sin duda El Personal es un grupo excepcional e ingenioso, por tanto Julio Haro a trascendido a formar parte de los doce grandes compositores de este país (para saber más de los doce grandes accede a la página http://www.losdocegrandes.blogspot.com/ de Rodrigo de Oyarzabal).

Los textos contenidos son una obra original de un servidor, me lleva cierto tiempo y esfuerzo realizarlos, por respeto a este trabajo de difusión si tomas parte o totalidad del mismo dame el crédito, no me haré famoso pero es lo mínimo que se puede pedir por un trabajo no remunerado, ¿no crees?.